Observa Auditoría a ex funcionarios por casi 7 MDP; Congreso dice que es “solventable”

El ex alcalde, Francisco Javier Pulido Álvarez. Foto: Archivo/Cuarto Poder

Por: Edgar Olivares

El Gobierno de Zapotlanejo informó que la Auditoría Superior del Estado de Jalisco (ASEJ) fincó un crédito fiscal al ex alcalde, Francisco Javier Pulido Álvarez y al extesorero, Fernando Gutiérrez Ruiz por la cantidad de seis millones 929 mil pesos, que corresponden a la cuenta pública de 2015, año en que entregaron la administración en octubre al actual ayuntamiento que encabeza, Héctor Álvarez Contreras.

Estas observaciones están en un primer informe enviado al Congreso del Estado, por lo que se pueden solventar las irregularidades (que podrían ser de forma) y no un desvío de recursos, según aclaró el diputado local Hugo René Ruiz, presidente de la Comisión de Vigilancia del Congreso Local.

“Es un primer informe. No le veo mucho problema para que se solvente Al ser el primer informe, el sujeto responsable todavía puede hacer llegar al congreso documentos aclaratorios para solventar”, comentó el legislador del PRI.

Explicó que una vez que los ex funcionarios entreguen información sobre estas posibles irregularidades que marca la ASEJ, los diputados revisan y estiman si los documentos para aclarar el tema son suficientes y si es el caso se remite nuevamente a la Auditoría aunque ya por una sola ocasión con las aclaraciones hechas.

“Después de eso la Auditoría emite un segundo informe el cual puede ya dar por solventadas las observaciones si así lo estima o puede volver a ratificar los cargos si considera que las aclaratorias nuevas no son suficientes para solventar”, comentó el diputado encargado de la comisión que revisa las cuentas públicas.

A decir del legislador, este primer informe no constituye ya una responsabilidad, ya que todavía debe desahogarse el tema en la comisión e incluso pasar al pleno del Congreso del Estado.

En el comunicado de prensa, el gobierno local pide que los cargos fiscales no sean motivo de negociación entre los partidos políticos en el Congreso.

Además, este comunicado de prensa, emitido por el propio ayuntamiento de Zapotlanejo se informa que la cuenta pública de ese año tiene esas observaciones con la anotación de que se trata sólo de enero a octubre, pues en la determinación de la ASEJ no se responsabiliza al actual alcalde Héctor Álvarez ni al tesorero Alfonso Marroquín, quien también trabajó en Hacienda Municipal durante la administración de Francisco Pulido.

“No se justifica el gasto que reportaron haber realizado y que correspondía a obra pública en tres rubros: la ejecutada con recursos propios por tres millones 250 mil pesos, un millón 296 mil pesos del Ramo 33 y dos millones 382 mil pesos del rubro de fraccionamientos“, indica el comunicado del ayuntamiento.

“De no comprobar el faltante, los señalados tendrán que reintegrarlo al municipio”, explica el gobierno municipal.

Por su parte, el ex secretario General del Ayuntamiento, Víctor Peralta Galván, respondió a esta información negando que se trate de un desvío de recursos.

“En primer lugar, la cuenta pública de 2015 se trata de un ejercicio de la administración que sólo comprendió 9 meses del año 2015 y es muy complicado acceder a la información para solventar las observaciones cuando hay cambio de poder que recae en distinto partido político y no se puede acceder a la información que se queda en manos de los que entran en el proceso de entrega-recepción.

En segundo lugar, la cuenta pública a que se refiere la nota en ningún lado determina o concluye que hubo o existieron desvíos de algún tipo de recursos, mucho menos finca responsabilidad directa a los ex funcionarios; para su conocimiento, la Auditoría Superior del Estado no tiene facultades de fincar responsabilidades, pues se tiene que agotar el proceso legislativo correspondiente para, en su caso, concluir si existieron irregularidades o fallas en la acreditación y ejercicio de los recursos”, señaló el exfuncionario.

Ejemplificó que en casos solo se requiere una firma para solventar este tipo de ejecución de recursos.

“Llegan las observaciones y puede ser información que estaba dentro del ayuntamiento. Fuimos el primer municipio en Jalisco en entregar la cuenta pública de 2015 de enero a diciembre y cuando llegan las observaciones vienen cosas como la firma de recibido del cheque del pago de los obreros de tal obra, solo es firma y nombre, cosas así, no es desvío, yo las tengo (las pruebas)”, reviró Víctor Peralta.

El gobierno de Héctor Álvarez se quejó de que no se han resuelto las 15 denuncias interpuestas ante la Fiscalía General del Estado contra exfuncionarios municipales.