Adiós, maestro “Tijelino”

Edgar Olivares González | Cuarto Poder

????????????????????????????????????

Ramón Villalobos, mejor conocido como “Tijelino”, nació en Zapotlanejo en 1934 (Foto: Gobierno de Zapotlán el Grande) 

El artista originario de Zapotlanejo, Ramón Villalobos Castillo, por todos conocido como “Tijelino”, falleció el domingo a la edad de 81 años a causa de complicaciones de salud.

El ingeniero Rigoberto Álvarez, cronista de Zapotlanejo y amigo de la familia de Ramón Villalobos, dijo a Cuarto Poder que el artista “al parecer tenía una hernia en la “pleura”, que a últimas fechas se le complicó y le dañó internamente un riñón, lo operaron y aunque en apariencia había salido bien de la intervención, y todo parecía estar bien, al día siguiente falleció. Esa hernia le apareció en 2006 después del mural de la presidencia (de Zapotlanejo), y ello había provocado su retiro profesional de la actividad”, comentó el cronista.

“Opino que hemos perdido a uno de los pocos hijos ilustres de Zapotlanejo, verdadero artista, que afortunadamente nos dejó algo de su obra, pero que era un gran orgullo tenerlo y saber de su legado artístico. También dejó obra en la ciudad de Cerdeña en Italia cuando  fue representando a la Universidad de Guadalajara”, comentó Rigoberto Álvarez.

El maestro “Tijelino” nació en Zapotlanejo el 19 de noviembre de 1934 y fue uno de los escultores más importantes que ha dado el estado de Jalisco. Vivió hasta la adolesccencia en el Municipio y posteriormente se fue a Guadalajara y más adelante a Ciudad Guzmán. 

Desde los 12 años se inscribió en la ex Escuela de Artes Plásticas de Guadalajara, desarrollándose en esa época principalmente en el dibujo y el color.

En 1934, comenzó su camino en la escultura al integrarse como aprendiz en el taller de Fidel N. Galindo. 16 años después se le reconoce en esa faceta con el Premio Jalisco.

Siendo un hombre inquieto, incursionó también en la literatura en el grupo Arquitrabe en 1965 y en 1973 se le reconoce con el tercer lugar en los Juegos Florales de Zapotlán El Grande.

tijelino3

En el parque escultórico de Zapotlanejo se encuentra una pieza que rinde homenaje a tres personajes: la Madre Naty, el padre José Isabel Flores (ambos santos mexicanos) y el maestro Ramón Villalobos “Tijelino”.

Entre sus múltiples piezas se encuentran la escultura en Puente de Calderón, colocada al ingreso del parque ecoturístico, el monumento al indio Juan Terríquez, a unos metros del histórico árbol donde el indio habría matado a un general español, según la leyenda; el mural con relieve en la Casa de la Cultura de Zapotlanejo y el mural con relieve realizado en el palacio municipal de Zapotlanejo.

“La herencia que nos deja el maestro “Tijelino”es hermosa”, comentó en entrevista el jefe de Cultura de Zapotlanejo, Rubén Dávalos.

“El mural de casa de la cultura relata nuestro transcurrir por esta tierra desde los naturales “tecuexes” hasta nuestra industria del  vestir, pero para mi (opinión) en esta obra lo más importante que resalta para mi es la familia.

“El mural de presidencia municipal nos lleva en el viaje por el tiempo desde nuestro ‘Padre de la Patria’ rompiendo la corona española (y)  hasta nuestros tiempos de la migración hacia los Estados Unidos, que sigue siendo y será el pan de cada día de nuestras familias.

“El mural de Juan Terriquez, ese mítico personaje a quien él puso tan grande, como el mismo árbol donde disparó al conde Flon, y que nosotros de una leyenda lo hemos hecho héroe, calle, escuela, hasta un galardón.

“Y qué decir de esa obra maestra titulada “Alfonsina hecha al pastel” (…) Pero sobre todo el mejor legado es el siempre poder estrechar la mano de un gran amigo. No me queda más que decir que gracias maestro y hasta siempre”, comentó Rubén Dávalos.

Una calle en el municipio lleva su nombre y el Centro de día del Adulto Mayor también lleva su nombre.

Descanse en paz, Ramón Villalobos “Tijelino”.

(Busca el especial a “Tijelino” en nuestra edición impresa a partir del 15 de octubre)

tijelino4

Tijelino con su esposa Agripina Santana